Entrada destacada

Cancillería colombiana repudia atentado que dejó 13 muertos en Barcelona

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia, en nombre del Gobierno Nacional, expresa su condena al atentado terrorista ocurrido hoy 17 de agosto en la ciudad de Barcelona, que provocó víctimas mortales y numerosos heridos.

Colombia manifiesta sus más profundos sentimientos de condolencias y solidaridad con el pueblo y el Gobierno de España, y hace votos por la pronta recuperación de las personas que resultaron heridas.

Colombia reafirma su rechazo a cualquier manifestación de violencia y acción terrorista, las cuales no tienen justificación alguna, y atentan contra los derechos fundamentales de las personas, en particular el derecho a la vida.

LOS HECHOS
Una furgoneta atropello a la multitud que transitaba la Rambla de Barcelona provocando 13 muertes y causando más de un centenar de heridos en una tarde de pánico en el corazón de Barcelona.

La policía autonómica confirmó que se trata de un atentado terrorista y que tenía relación con la explosión de una vivienda en Alcanar (Tarag…

Por qué el gobierno de EEUU promueve la liberación de ´Simón Trinidad´ de las FARC?

El abogado de ´Simón Trinidad´, jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia -FARC- encarcelado en los Estados Unidos, anunció que las gestiones para la liberación de su defendido se dan "en conversaciones del más alto nivel" entre el gobierno de Colombia y el de EEUU. El uribismo y los sectores contrarios al proceso de paz se oponen, pero las principales gestiones para la liberación del jefe guerrillero son promovidas por los delegados del presidente Barack Obama.

Mark Burton, abogado estadounidense que representa al jefe guerrillero en aquel país, al ser consultado por medios de comunicación alternativos aseguró que "en cualquier momento estará libre" quien consideró "un líder intelectual histórico" de la guerrilla colombiana. Burton refirió que “informalmente el gobierno de Colombia ha hablado con el de Estados Unidos al más alto nivel (…); el gobierno está pensando en que él va a salir cuando el acuerdo esté para firmarse, pero las FARC lo quieren ya”.

Gestiones de EEUU: no sólo las FARC piden su libertad

"Señal clarísima de EEUU". Con esas palabras se refirió el presidente Juan Manuel Santos a la designación del veterano diplomático Bernard Aronson, Delegado Especial del presidente norteamericano Barack Obama para el proceso de paz en Colombia, con quien se reunió a fines de febrero en Bogotá. Aronson, en nombre de los EEUU, se entrevistó a principios de marzo con los delegados del Gobierno y de las FARC en La Habana. Además de Santos, también la guerrilla saludó su designación; consideraron a través de un comunicado que esta participación directa es "una necesidad, tomando en cuenta la presencia e incidencia permanente que Estados Unidos tiene en la vida política, económica y social de Colombia" y fueron más allá al valorar “la confianza del gobierno del presidente Barack Obama y su secretario Kerry en las posibilidades que, en medio de los obstáculos, tiene la búsqueda de la paz negociada en Colombia”.
Las expectativas generadas por la presencia de Aronson en La Habana se vincularon, ya en aquel momento, con la posible repatriación de ´Simón Trinidad´ cuando el excanciller israelí y asesor del proceso de paz, Shlomon Ben Ami, confirmó que el Ejecutivo colombiano trató con el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, la posibilidad de que el jefe de las FARC preso y condenado en una cárcel estadounidense se vincule a la Mesa de diálogos en La Habana. 
"La decisión del indulto, y en esa vía la llegada de Trinidad a la Mesa de diálogos, sería una decisión que mostraría el apoyo de los EEUU al proceso de paz", explica Luis Eduardo Celis, investigador de la fundación Paz y Reconciliación. Desde los intereses de los Estados Unidos, fundamenta Celis, "si se firma la paz con las FARC sería una batalla más ganada al narcotráfico, pues desaparecería el rótulo para uno de los grupos acusados de ser el cartel más grande que se beneficia del negocio de las drogas”.

Reimpulso a los diálogos de La Habana

La posible liberación de Simón Trinidad -y su incorporación a la Mesa de La Habana- sería un gesto contundente de encauzamiento de las relaciones entre el Gobierno de Colombia y las FARC. Más aún, por la forma en que se está gestionando dicha liberación, resulta además un espaldarazo del gobierno de los EEUU a la Mesa de La Habana, sólo entendible en el marco de una expectativa cierta de profundización del proceso global de negociaciones.