Entrada destacada

Cancillería colombiana repudia atentado que dejó 13 muertos en Barcelona

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia, en nombre del Gobierno Nacional, expresa su condena al atentado terrorista ocurrido hoy 17 de agosto en la ciudad de Barcelona, que provocó víctimas mortales y numerosos heridos.

Colombia manifiesta sus más profundos sentimientos de condolencias y solidaridad con el pueblo y el Gobierno de España, y hace votos por la pronta recuperación de las personas que resultaron heridas.

Colombia reafirma su rechazo a cualquier manifestación de violencia y acción terrorista, las cuales no tienen justificación alguna, y atentan contra los derechos fundamentales de las personas, en particular el derecho a la vida.

LOS HECHOS
Una furgoneta atropello a la multitud que transitaba la Rambla de Barcelona provocando 13 muertes y causando más de un centenar de heridos en una tarde de pánico en el corazón de Barcelona.

La policía autonómica confirmó que se trata de un atentado terrorista y que tenía relación con la explosión de una vivienda en Alcanar (Tarag…

Santa Marta: Solución del agua, un trago amargo

De todo los anuncios publicados en la prensa relacionados con la supuesta solución definitiva de la crisis originada por la escasez de agua en las fuentes de captación que suministran la misma para atender las necesidades del servicio en la ciudad de Santa Marta lo único que queda claro es que la continuidad de la crisis tiene asegurada su presencia por varios años más.

El 25 de mayo el periódico El Tiempo tituló que estaba “En proceso, la solución del agua en Santa Marta. Ministro de Vivienda informó que en 12 días se adjudicarán estudios y diseños para traerla de ríos”. (http://bit.ly/1LysVUn)
Este titular que debía servir para calmar los ánimos de quienes vivimos en la ciudad, y hemos padecido la crisis, no informa que la solución no se dará ni al corto ni al mediano ni al largo plazo inclusive por la protuberante incertidumbre que presenta su estructuración.
El pasado 6 de junio en la página oficial de Findeter se publicó el acta 197 del Comité Fiduciario Fideicomiso Fidubogotá que cumple la asistencia técnica de Findeter. Con esta acta se dejó constancia de la adjudicación del contrato PAF-ATF-C-026-2015, cuyo objeto es contratar “la consultoría para la realización de los estudios y diseños de ingeniería de detalle, de la construcción de las obras necesarias para el mejoramiento y optimización a mediano plazo del sistema de acueducto de la ciudad de Santa Marta”. (VerACTAhttp://1drv.ms/1LT1rqo)
Contrato que tendrá una duración de 10 meses contados a partir del acta de inicio; que para la suscripción de la dichosa acta se requiere tener contratado al interventor del mismo, cosa que no se ha hecho; y no sobra precisar que con dicho contrato no se aportará ni un litro de agua al sistema de acueducto de la ciudad. Es decir, el anuncio es apenas un paso para la construcción de la obra.
Cuando se haya cumplido este contrato podrá darse el siguiente paso que consistirá en la contratación de los estudios que determinen cuánto costarán las obras de construcción de la nueva planta de tratamiento, las de captación en los ríos Toribio y Córdoba y las propias para traer el agua desde el río Magdalena. Por bien que nos vaya serán otros dos años más.
Sobre esta solución, que ya no es de corto ni mediano plazo, se tiene un aterrador anuncio: las obras y su operación se hará por vía de concesión (Alianza Público Privada –APP). La viceministra de agua en entrevista otorgada al Hoy Diario del Magdalena el pasado 22 de junio así lo confirmó.
Este anuncio tiene dos ingredientes preocupantes. Uno primero que cumplido los pasos anteriores será necesario otro estudio más para establecer la modelación financiera de la concesión, antes de que se realice cualquier obra, y luego será necesario adelantar los trámites para la contratación de la concesión. Siendo una vez más optimistas serán otros dos años que deberán sumarse si no pasa lo que le sucedió con los nueve acueductos de igual número de municipios de la Guajira con la represa del Cercado; que seis años después de construida la represa tiene dos millones de metros cúbicos de agua pudriéndose y a las gentes de esos municipios muriendo por falta de agua solo porque el modelo financiero para las concesiones aún no se ha podido concretar.
El segundo ingrediente es que el Gobierno Nacional, a través de la viceministra, confirmó que por no disponerse de los recursos públicos suficientes estas obras se construirán vía APP y la estructuración de esta solución por supuesto terminará impactando las tarifas del servicio de suministro de agua que pagamos los samarios. Es decir, seremos los samarios quienes asumiremos la construcción de esta solución pagando el metro cúbico de agua tres, cuatro y hasta cinco veces más caro.
 Ante la ausencia de soluciones a corto y mediano plazo razón tuvo el candidato Aristides Herrera al proponer como solución inmediata la captación en el río Guachaca; proyecto que no es de ahora y que formó parte del plan de contingencia propuesto en su oportunidad al Alcalde de Santa Marta por Metroagua S.A. ESP. y que éste desatendió totalmente. (Ver PLAN METROAGUA:http://1drv.ms/1g7wKUn)

El balance hasta ahora son dos años continuos de crisis por escasez de agua, la promesa de 40 pozos de los que funcionan 17 y seis ya presentan fallas en su funcionamiento, una captación del 16 por ciento para atender el servicio, un plan de contingencia propuesto por Metroagua totalmente desatendido y una solución de muy largo plazo que tiene sabor a trago amargo.